Wednesday, January 09, 2008

Murasaki Shikibu, la novela de Genji.


Murasaki Shikibu nació en Japón,el país del sol naciente.Pudo venir al mundo entre el año 970 y el 978,en cualquier caso es otro más de los misterios que rodean la vida de esta mujer.Ni siquiera su nombre es real.
Murasaki es considerada por muchos académicos la autora de la novela psicológica más antigua de la literatura universal.

Esta obra se titula Genji monogatari (La novela de Genji) y vio la luz casi seiscientos años antes que las obras de Cervantes o Shakespeare,en una época de sutil esplendor cultural en Japón,el Período Heian (794-1192),de marcado carácter cortesano y enorme sensibilidad artística.Sólo en este período se puede entender que algo tan nimio como los distintos tipos de papel y su forma de plegarlos al convertirse en misivas de amor o poesía adquieran la categoría de un exquisito arte denominado Origami.Por otro lado,aquí se gestará el origen de lo que, años más tarde,será una de las castas más legendarias del país,los Samurái.

Volvamos un instante al viejo continente.En esa misma época Europa tiembla cada vez que los drakkar (barcos; la palabra proviene del islandés y significa dragón) vikingos arriban en las desprevenidas costas buscando nuevos botines.Curiosa paradoja entre dos civilizaciones,mientras en Europa este ser mitológico,el dragón, es temido y despreciado,en Japón y en toda la cultura del lejano Oriente era reverenciado y aclamado.Dos formas de mirar el mundo.

Procede esclarecer algunas señas de identidad en la Etapa Heian para penetrar más a fondo en el "alma" de la novela.La influencia de la Religión Budista venida desde China impregnó la vida cortesana de su serena espiritualidad.Algunos valores y conceptos adquirieron una significación cercana al misticismo,es el caso de la palabra "Aware",una compleja expresión que podría traducirse como sensibilidad ante lo efímero de las cosas,su impermanencia,éste último rasgo es una de las enseñanzas fundamentales del budismo.

Y eso es en esencia "Genji monogatari",la percepción del paso del tiempo,la conciencia de una existencia fugaz.El cariz psicológico que va tomando la obra es palpable pero sin ahondar en cuestiones demasiado metafísicas,algo más propio de Occidente.Con estos antecedentes de vanguardia para la época en que fue escrita,no es de extrañar que muchos la consideren la primera novela en el sentido moderno,tal y como la entendemos hoy.No en vano algunos autores ven al personaje,Kaoru, como el primer anti-héroe.

Hay destacados admiradores de la obra.Por citar algunos comentarios:

"No es que la vasta novela de Murasaki sea mejor o más memorable o intensa que la obra de Cervantes, pero sí más compleja y que la civilización que denota es más delicada". Jorge Luis Borges.

"Una de las novelas más antiguas del mundo comparable a los grandes clásicos occidentales como Cervantes o Balzac". Octavio Paz, Premio Nobel de Literatura 1990.

"La novela de Genji es uno de los grandes clásicos del mundo". W.B Yeats, Premio Nobel de Literatura 1923.

"No se ha escrito nada mejor en ninguna literatura". Marguerite Yourcenar.

La lectura de esta obra puede resultar,en determinados momentos, complicada por diversos aspectos,por ejemplo, durante el Período Heian la realeza consideraba de buen gusto hablar citando o parafraseando refranes o poesías,por ello determinadas expresiones no están exentas de cierta ambigüedad. Murasaki fue una poetisa de la realeza,además era biznieta del gran poeta Kanesuki y también descendiente del famoso Fuyutsugu,figuras relevantes de la antigua cultura nipona.

Mediante una observación tranquila y atenta Murasaki establece paralelismos entre los diferentes estados anímicos de sus personajes y algunas manifestaciones de la naturaleza como la lluvia,la oscuridad en la noche,los relámpagos,el rocío,etc.El paisaje natural es una pieza esencial en la literatura japonesa.Todo en su escritura rezuma sutileza en un ambiente de cierto pesimismo,su puesta en escena muestra,en algunos pasajes, esa tendencia oriental hacia el minimalismo de carácter refinado,sofisticado.

Las reflexiones que hace más de mil años vertió la autora sobre los personajes son las mismas que hacemos ahora,es decir,las que surgen en torno al sentido de nuestra existencia finita.La sensación de finitud ha sido plasmada por numerosos autores desde el inicio mismo de la literatura.Un buen exponente en España es Unamuno,quién reflejó con la vehemencia que aflora por estos lares del Mare Nostrum ese sentimiento de angustia vital que emana de nuestra naturaleza perezedera.

El número de ediciones en castellano de Genji monogatari no es amplio.Yo poseo la edición revisada en noviembre de 2007 de la Editorial Destino.

No quisiera concluir este escrito sin mostraros un breve extracto de la obra,en este caso perteneciente a la traducción de X. Roca Ferrer para Ediciones Destino.Lo tenéis también en el enlace que aparece al final.

"Genji, en deshabillé, lee a la luz de una lámpara de aceite. Encima de un estante se acumulan hojas de papel de colores dobladas con arte delicado, pues sólo al japonés se le ha ocurrido hacer un arte de algo tan prosaico como doblar un folio. Seguramente son cartas de amor, y algunas conservan aún restos de perfume."

Y este otro que escojo de mi propio libro (el que os muestro en la foto):

- la dama le contestó en el mismo tono de buen humor: "Si el viento invernal no se avergüenza de tapar el rumor de las hojas secas, ¿voy a tener yo que borrar el son de mi flauta para que se oigan los vientos? -

Esta novela me ha provocado un sutil deleite...como el paisaje japonés.

14 Comments:

Blogger maite said...

Hola Mart, un post muy acogedor, te agradezco que lo compartas, me ha entrado el gusanillo de leer más,
un beso!!!

1:12 PM

 
Blogger Clarice Baricco said...

A mi me gustan los autores japoneses y ya he apuntado tu recomendación. Creo que es un libro necesario de tenerlo.
Gracias por compartirlo.

Abrazos muchos.

8:25 PM

 
Blogger Blanca Vázquez said...

Cuanto tiempo cuarentón. Feliz año. Propuesta muy intersante la que planteas. Me gusta leer de vez en cuando literatura oriental, tiene otra esencia muy particular. Y si nos acercanos a los clásicos orientales mejor, pues son muy desconocidos para nosotros.

1:33 AM

 
Blogger Rosa Silverio said...

Yo sí que conozco esta obra, pero no porque la haya leído sino por mi época de estudiante, por mis investigaciones literarias cuando estaba en la secundaria y luego cuando estaba buscando lo mejor de la literatura de cada país. Desafortunadamente ese libro aquí no está y nunca lo he visto en ninguna librería. Lo había olvidado hasta hoy que me lo recuerdas de buena manera, como un amante con quien te has citado antes pero nunca llegas a encontrarte. Me gusta la literatura japonesa, tiene otro ritmo, no sé, los autores japoneses te plantean las cosas de manera distinta, bajo otra mirada, y me producen deleite como a ti, pero es extraño, es una sensación de contemplación, nostalgia, a veces tristeza, revelación, paz o miedo.

Saldré a la caza del libro a ver si ahora puedo leerlo.

Mart, me ha sorprendido gratamente esta entrada en la que nos recomiendas algo para leer.

Te lo agradezco mucho.

Un abrazo cálido.

6:27 PM

 
Blogger Aristóteles said...

Wow... Que interesante suena esto.

Saludos desde México hasta el otro lado del charco: Mi madre patria.

Excelente fin de semana para ti.

6:05 PM

 
Blogger Bohemia said...

Por lo general me gusta la literatura oriental, aunque reconozco que no sabía nadade ese libro. Parece muy interesante, tomaré nota...

Sigue recomendando...
Besos!!!

6:57 PM

 
Blogger Bethania said...

NO lo dudo, los japoneces siempre van más allà , a pesar de dar explicaciones simples. Tan simples que a un ser humano promedio no se nos ocurre. Saludos Mart :)

11:12 AM

 
Blogger Isabel Romana said...

Excelente an�lisis de la obra. He de confesar, con verguenza, que la tengo por lo menos desde hace un par de a�os en la mesilla de noche y no he pasado de las primeras p�ginas. Me cuesta entrar en la literatura oriental, aunque soy consciente de que estoy en falta y perdi�ndome un deleite que, los conocedores, aseguran ser exquisito. En fin, s�lo puedo prometer que tratar� de corregirme. Saludos cordiales.

10:57 AM

 
Anonymous Paloma said...

Hola amigo, que buen gusto tenés y que lindo modo de adentrarlo a uno para compartir tus emociones a partir de lo leido. Un encuentro en varios sentidos, con vos, con las cosas que generan en vos aquello que gustas y con la obra, que me dieron ganas de conocer.
Esto que tiene que ver con la finitud de la existencia... que interesante... cada vez lo percibo mas. Debe ser la edad, jaja! además de la jungla de cemento que es Buenos Aires y a la que me vi sometida todo el año.
Gracias por tus saludos, tu recuerdo constante, tus compartires desde este espacio. Realmente siempre que te leo siento que tenes un gran corazon y te siento realmente cercano a mis preferencias y mis gustos.
Que estes bien Francisco.
Un beso grande
tu amiga Paloma.

9:47 AM

 
Blogger LA CASA ENCENDIDA said...

Que curioso todo lo que cuentas en resta entrada. Lo voy a anotar y tener en cuanta, para bucarlo.
Saludos

2:38 PM

 
Blogger Rosa Silverio said...

Pasé a dejarte mi saludo y mi cariño por San Valentín.:)

Abrazos, amigo.

11:23 AM

 
Blogger Francisco Ortiz said...

Magnífica, culta -sin chulería inútil-, informadora y sabia -las confrontaciones que haces de oriente y occidente- entrada. Muy, muy recomendable.

1:39 AM

 
Blogger Aristóteles said...

¿Cómo va la vida?

2:57 PM

 
Blogger mart said...

Maite.Cuando me gusta algo me muestro ansioso por compartirlo.Espero que puedas leerla.Un abrazo

Graciela.Esta autora es ya una clásica de la literatura universal.Yo también considero necesaria una lectura de esta novela.Un abrazo amiga.

Blanca.Es cierto lo que dices,tenemos unas referencias muy difusas sobre los clásicos orientales y hay todo un universo literario por descubrir.La Novela de Genji se me antoja una excelente propuesta para iniciar ese acercamiento.Un abrazo.

Rosa.Me resulta fascinante tu afán investigador para descubrir la mejor literatura de cada país.Es cierto,en Oriente existe otra perspectiva diferente a la hora de enfocar la realidad,si nos la ofrecen a través de la literatura,no podemos desperdiciar la ocasión.Tener amplitud de miras es muy enriquecedor en todos los sentidos.Gracias por tu saludo de San Valentín.Cuídate.

Hugo.Así es amigo,suena y es muy interesante,precisamente por ser algo diferente.Por acá todo bien,intento exprimir los pocos momentos libres que tengo entre el trabajo y la universidad.Espero que todo te vaya bien en el México lindo,como dice la canción.

Bohemia.Bueno querida amiga,ahora ya conoces un poco más a la autora,ya no tienes excusa para relegarla al olvido,se que a ti te gustará.Cuídate.

Bethania.Ya se que tienes predilección por los autores japoneses.Muy buena tu observación sobre el proceder japonés.Saludos.

Isabel.Ayy...amiga,tienes que remediar esa situación.Tú lo tienes realmente fácil,solo tienes que alargar tu brazo hacia la mesilla de noche.Es un pequeño recorrido para un viaje pleno de sensaciones.Saludos.

Paloma.Es un placer sentir tu presencia por aquí.No te inquietes demasiado por la finitud de la existencia...ya lo hacen por ti los escritores,tú disfruta.Un abrazo.

Nani.Me alegra tu visita.Está bien que anotes esta novela en tu libreta.Cuídate.

Francisco.Gracias por tus palabras amigo.No se puede entender la novela sin esa mirada entre Oriente y Occidente.Siempre me agrada tenerte por aquí.Cuídate.

7:39 AM

 

Post a Comment

<< Home